Parque Arqueológico Joya de Cerén “excelente preservación”

Si deseas conocer parte de la historia salvadoreña, para ello debes visitar el Parque Arqueológico Joya de Cerén; una zona llena de artefactos y arquitectura antigua que evidencia la presencia de aldeas prehispánicas. El cual forma parte de los parques arqueológicos de El Salvador, su importancia a nivel internacional es tal, que fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO; de modo que, debes vivir la experiencia y hacer turismo El Salvador.

Ubicación

El Parque Arqueológico Joya de Cerén se encuentra ubicado en el municipio San Juan Opico, en el departamento  La Libertad; fácil de localizar al estar cercano al caserío que lleva su mismo nombre. Además de encontrarse a tan solo 30 minutos de la ciudad capital, por lo que puedes acceder a sus espacios rápidamente.

¿Cómo surge el Parque Arqueológico Joya de Cerén?

En épocas pasadas no se sabía la existencia de datos arqueológicos en San Juan Opico;  no es hasta 1976 que se descubren yacimientos de este tipo. Todo, gracias a un tractor que realizaba trabajos para el almacenamiento de granos. Al remover la tierra, la máquina encuentra parte de una casa, lo que permitió comenzar las indagaciones arqueológicas entre los años 1978 y 1980; siendo el encargado de ello, el doctor Payson Sheets, perteneciente a la Universidad de Colorado.

Sus investigaciones arrojaron que la casa tenía una antigüedad de 1400 años, desde entonces continúan las indagaciones; además de la protección del lugar. El Parque Arqueológico Joya de Cerén fue uno de los asentamientos maya ubicado en el valle de Zapotitán; sitio que fue cubierto por la erupción del volcán de Ilopango.  A pesar de ser un suceso fatídico, colaboró en la preservación de artefactos y las construcciones de tierra.

Ha sido mucho el material que se ha conseguido hasta la fecha, entre ellos varios edificios; los cuales han permitido conocer más sobre las actividades de la vida diaria de los antiguos habitantes de la época prehispánica. De esta manera es que  surge el Parque Arqueológico Joya de Cerén, el cual recomiendo visitar lo antes posible.

Algo más sobre Joya de Cerén

Como sabemos el Parque Arqueológico Joya de Cerén fue descubierto de forma imprevista; siendo este territorio perteneciente a una aldea maya. Cuyos habitantes convivieron en él, aproximadamente en el año 250; donde permanecieron hasta el momento de la erupción volcánica. Pasaron muchos años, para que la lava se materializara en suelos sólidos; es por ello que para el año 400, nuevamente el espacio sería habitado.

Los nuevos pobladores se encargaron de rendir el tributo necesario a los antiguos gobernantes del sector; la zona ha sido nombrada “Joya” debido a ser un sitio único en su especie, hasta el momento no se ha encontrado otro lugar como este. De modo que muchas personas lo llaman “La Pompeya de América”; siendo inaugurado el 19 de junio de 1993, mientras que el resto de las edificaciones fueron inauguradas en diciembre del 2003. Posee las características suficientes para ser reconocido, por lo tanto, tomate un tiempo y recórrelo.

Atractivos turísticos

Como sabes, el Parque Arqueológico Joya de Cerén es un sitio precolombino de El Salvador; donde podrás conocer la vida diaria de los asentamientos indígenas antes de la conquista española. Un destino único en toda Mesoamérica, que puedes recorrer a través de una visita guiada; la cual te llevará a conocer 3 áreas de excavación, visualizando 18 estructuras diferentes, de las cuales solo 10 han sido excavadas. Compuestas de una cocina, espacio en donde se encontraron restos de comida en varias vasijas y platos de barro.

En otros sectores observarán diferentes dormitorios, cultivos con cercos de madera y también varias bodegas. También, conocerás de cerca la casa que habitaron los señores de autoridad en la comunidad indígena. Una zona que resulta bastante interesante es la estructura destinada a la realización de actos religiosos;  allí se supone que los Maya realizaban consultas al shaman y varios rituales. Pero, ahí no acaba todo, ya que, es imperioso visitar el museo que se encuentra en las adyacencias del espacio.

Ese será el punto de partida para adentrarte en la Cultura Maya resguardada en el Parque Arqueológico Joya de Cerén; hablamos de trabajos en cerámica, ya sean vasijas pequeñas o de gran tamaño. Así mismo, pequeñas esculturas, cuyos rostros suelen ser de facciones amplias y rústicas; observarán los objetos que utilizaban nuestro antepasados para el trabajo diario.

Si pensaste que con esto, habías visto todo, te equivocas; aún queda camino que andar, pues falta observar los pasillos; los que fueron encontrados durante las excavaciones, así como también las puertas, baños de vapor y jardines caseros. Aunado a ello, están las bancas y los cultivos de maíz; incluso verás una mazorca conservada, gracias a la ceniza volcánica que la recubre. Existen muchas cosas más que ver en el lugar; sin embargo, te dejare con la duda, solo para que visites El Salvador y conozcas su cultura.

¿Qué más ver en el Parque Arqueológico Joya de Cerén?

Mucha de las piezas exhibidas en el Parque Arqueológico Joya de Cerén son cuchillas, lanzas y piedras de moler; todas ellas presentadas en el museo que se encuentra justo en la entrada. De todas las estructuras que verás, las dedicadas a la parte política son las más grandes; además de estar unida a otros espacios a través de una plaza. También, encontrarás una zona identificada como el taller temazcal; donde se supone llevaban a cabo sus trabajos artesanales.

En las instalaciones del museo recorrerán 3 salas, iniciarás con una pequeña introducción de lo que encontrarás en el lugar; acto seguido una presentación de Mesoamérica y los antecedentes del espacio. Luego verás cómo fue el proceso de descubrimiento, vulcanología, investigaciones; después de ello, llegarás hasta el sector de la vida cotidiana, arquitectura de uso especial y doméstica. Finalmente, aprenderás de su conservación y medio ambiente, un trayecto bastante completo. Tendrás mucho que aprender en esta visita, así que no lo pienses más y recorre el Parque Arqueológico Joya de Cerén.

¿Cómo llegar al parque arqueológico Joya de Cerén?

En caso que viajes en bus, tipo mochilero, puedes tomar cualquier ruta en la Terminal de Oriente; eso sí, las que conduzcan a Ahuachapan o Santa Ana. Entre ellas están la 202 y 201, pero sí viajas desde San Salvador, toma la ruta 108 que llega hasta Opico; el costo del pasaje es muy económico, así que lo podrás costear. Te aseguro que no te perderás, si tienes alguna duda, siempre puedes comunicar al chofer donde bajarás.

Si conduces tu propio auto, debes tomar la Carretera Panamericana CA-1, dirigiéndose hacia Los Chorros; deberás tomar el desvío al departamento de Santa Ana. Más adelante encontrarás otro desvío a la derecha, el cual te llevará a Miramundo; al seguir este camino, nuevamente hallarás otro desvío, el mismo te llevará a San Juan Opico. Después de seguir este trayecto, pasarás sobre el Río Sucio, más adelante encontrarás la entrada al Parque Arqueológico Joya de Cerén. Solo sigue las señalizaciones y llegarás a tu destino.

¿Por qué visitar El Salvador?

Una vez más, El Salvador es el destino turístico perfecto, como siempre digo, un país que comprende todo tipo de espacios; puedes realizar diferentes actividades, desde escaladas hasta una prominente culturización. Este último punto sucede si visitamos los Parques Arqueológicos de El Salvador; lo que es ideal para conocer la historia de nuestros antepasados. Para algunos, resulta un tanto aburrido, pero a mi parecer es lo máximo.

Para los amantes de la naturaleza, El Salvador trae para ti un maravilloso lugar, hablamos del Parque Nacional Montecristo; colmado de oxígeno y una variada fauna. Lo mejor de visitar este entorno natural, es que serás acompañado de guías turísticos y los agentes de POLITUR. Para finalizar el itinerario, falta dar un paseo playero; el que puedes llevar a cabo en playa Los Cobanos. Existen otros lugares que puedes visitar, sin embargo, te dejo solo con estas opciones, recuerda El Salvador aguarda por ti. 

Acerca del autor
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *