Debemos recordar que el periodo independentista de América, llegó después de la época colonial, la cual finalizó en el siglo XIX; a través de ella los conquistadores de América introdujeron la estructura social de la antigua Europa. Donde la diferencia entre ciudadanos era muy marcada, por lo que se inician las luchas en todos los países del continente y en particular a El Salvador; lugar que gracias al pasado posee una historia bastante rica como nación, siendo escrita a través de las acciones de los próceres de El Salvador; quienes consiguieron la independencia del país en 1821, dos años más tarde se obtuvo la Independencia absoluta de toda Centroamérica.

Sin embargo, concretar los ideales de independencia fue difícil, debido a varios intentos fallidos;  uno que se llevó a cabo por la independencia de la intendencia de San Salvador, en el territorio que es hoy El Salvador. Otro movimiento insurreccional en 1814, ambos contra el Imperio español. Esos movimientos independentistas tuvieron actores que, de no ser por ellos, no hubiera tenido lugar la independencia; Estos mismos sembraron las bases en el país y toda la región para que Centroamérica fuera una nación libre.  Es así que a continuación mostramos una pequeña lista de algunos personajes importantes en la independencia salvadoreña:

José Matías Delgado   

José Matías Delgado es considerado el Padre de la Patria, por lo que es considerado uno de los próceres de El Salvador; huella que dejó gracias a su participación en el alzamiento del 5 de noviembre de 1811 en contra del Imperio español. Delgado nació el 24 de febrero de 1767 en San Salvador. Hijo de Ana María de León y Pedro Delgado, quienes lo guiaron a ordenarse como sacerdote en Guatemala; lugar en el que también realizó estudios en derecho canónico y civil, además de un doctorado en teología.

Su estatus de dirigente en la iglesia le ayudaba a mantener contacto con los oligarcas criollos; quienes se sentían apartados del poder mercantil del país, ya que lo manejaban en su totalidad los españoles. También convenció a los católicos de la zona a unirse a los movimientos independentistas; ideales que logró mantener hasta el día de su muerte, la cual fue el 12 de noviembre de 1832, descansando sus restos en su país natal.

José Simeón Cañas

Nacido en Zacatecoluca el 8 de febrero de 1767, José Simeón Cañas ejerció el puesto de rector en la Real y Pontificia Universidad de San Carlos, en Guatemala; cargo que ocupó gracias a sus estudios en teología, filosofía, los que llevó a buen término entre los años 1787 y 1791. Para el año 1796 había obtenido un doctorado en sacra teología; cátedras que imparte en la casa de estudios antes mencionada. Por su gran trabajo sacerdotal obtuvo una de las mayores órdenes a nivel sacerdotal, convirtiéndose en presbítero en el año 1790.

Era conocido por su humanidad y empatía con las personas humildes, ideología que lo lleva a exigir la abolición de la esclavitud; dicha exposición culmina en la Asamblea Nacional Constituyente de las Provincias Unidas del Centro de América, el día 31 de diciembre de 1823. Para el año 1834 se designa San Vicente como la capital de El Salvador, 4 años más tarde la peste del cólera se apodera de la ciudad; viéndose afectado José Simeón Cañas, complicandose con un derrame cerebral que lo lleva a la muerte el 4 de marzo de 1838. Sus acciones lo enaltecieron como uno de los importantes próceres de El Salvador.

Manuel José Arce y Fagoaga

Uno de los próceres de El Salvador que nació el 5 de enero de 1787 en San Salvador, cuyos padres fueron Antonia Fagoaga y Bernardo José de Arce; Manuel José Arce participó desde muy joven en las luchas independentistas. Lo que era de esperarse, pues llevaba en sus venas la sangre de Sancho Barahona; personaje que acompañó a Hernán Cortés en Tenochtitlán. Arce fue una figura importante en la independencia de Centroamérica, siendo conocido como político y militar;  siendo miembro de los muchos movimientos insurgentes que se formaron en 1811, liderados por José Matías Delgado. Ayudó a preparar a las guerrillas a la par de Pedro Pablo Castillo, lo que ocasionó su apresamiento en el año 1814.

Para el año 1829, Manuel José Arce fue víctima de persecuciones hasta llegar al exilio, incluyéndose en México y Estados Unidos; 13 años más tarde regresa a su país natal, donde muere el 14 de diciembre de 1847.

Santiago José Celis

Vio la luz por primera vez en 1782, en la ciudad de Ahuachapán. Fue un miembro clave en la revolución que finalizó con el Primer Grito de Independencia de Centroamérica, que se llevó a cabo el 5 de noviembre en 1811. Sin embargo, su colaboración más significativa tuvo lugar en los movimientos del 24 de enero de 1814; razón por la cual fue capturado y encarcelado en el Cuartel del Fijo, en San Salvador.

Lugar donde vería su muerte el 16 de abril de 1814, siendo torturado despiadadamente; dio su vida por la independencia de Centroamérica y El Salvador, quien además es reconocido como uno de los grandes médicos salvadoreños. José Santiago Celis fue otro de los próceres de El Salvador que luchó por la independencia del país.

Pedro Pablo Castillo

El 29 de julio de 1780, nace Pedro Pablo Castillo, en el barrio de Candelaria. Fue un miembro activo y uno de los líderes de la revuelta independentista de 1811; es así que llega a ser uno de los próceres de El Salvador. Quien vio fracasar la primera intentona, sin embargo, siguió en la lucha independentista desde otro ángulo, pues fue elegido como alcalde de San Salvador 1814.

Luego que se le otorgara dicho puesto, fue mucho más sencillo liderar el segundo intento insurgente en 1814; donde dio muerte a Zaldaña, un jefe realista que lo retó.  Esto provocó la ira de la corona española, quienes llegaron a colocar un precio a su cabeza; al apresarlo es exiliado a Jamaica, donde muere de fiebre el 14 de agosto de 1817. Alojado en una celda no logró ver hecho realidad su sueño de libertad.

Domingo Antonio de Lara

Nació en el que actualmente es el departamento de San Salvador un 30 de agosto de 1783; fue filósofo, alcalde y además uno de los próceres de la independencia salvadoreña. Uno de los datos más importantes de su vida fue que contrajo nupcias con Doña Antonia de Arce; hermana del Padre de la Patria. Domingo Antonio de Lara es conocido por ser uno de los prisioneros de las revueltas de 1811 y 1814, en esta última es indultado gracias a la intervención de su esposa; por lo que 5 años más tarde, en el año 1819 sale en libertad.

A pesar de los hechos acaecidos, nunca abandonó sus ideales, es así que en el año 1822 se convierte en alcalde de San Salvador; entre los años 1822 y 1823 participa en las luchas contra Vicente Filisola; por lo que es seleccionado como jefe de estado, sin embargo, no acepta dicho cargo y se retira de la política. 9 años después retorna a la vida pública, donde ejerce varios cargos; entre los cuales destacan consejero de estado, jefe del poder legislativo y senador, siendo desempeñados entre los años 1832 y 1836.

Las cuales fueron los últimos puestos que ocupó en la política; después de esto muere en su hacienda, aunque se desconoce la fecha exacta de su muerte, se sostiene que estuvo comprendida entre 1837 y 1844.

Nicolás Aguilar

Nacido el 16 de diciembre de 1742 en Tonacatepeque, hijo de Isabel de Bustamante y Nava y del Capitán Manuel Aguilar y de León; hermano del ilustre José Matías Delgado y de los próceres de El Salvador Vicente y Manuel Aguilar. Juntos, los tres hermanos, ejercieron el sacerdocio y fueron de gran importancia en la independencia salvadoreña. Nicolás Aguilar  fue ordenado capellán en 1767 y presbítero el 4 de abril del mismo año, para luego ser nombrado como cura de Olocuilta al mes siguiente.

Fue un miembro activo de los movimientos por la libertad que se llevaron a cabo el 5 de noviembre de 1811, el conocido Primer Grito de Independencia; habiendo fracasado la primera intentona, fue uno de los que más sufrió los atropellos españoles, al tener una constante vigilancia sobre él.

Durante la segunda insurgencia de 1814, la vigilancia sobre él aumentó; hasta que el 2 de abril de ese mismo año, fue confinado junto a su hermano Vicente en su hacienda. Luego fue traslado a Guatemala por las autoridades de la época; donde estuvo en prisión desde el mes de junio hasta agosto. Pero gracias al trabajo que hizo junto a su hermano le concedió la libertad, la cual fue obtenida en febrero de 1818 mediante un indulto real; sin embargo, fuentes aseguran que murió durante su confinamiento el 12 de septiembre de 1818.

Vicente Aguilar

El 6 de abril de 1746, nace en San Salvador el segundo hermano de la familia Aguilar; siendo menor que Nicolás, pero mayor que Manuel. Quienes también siguieron el camino del sacerdocio hasta convertirse en próceres de El Salvador; Vicente Aguilar recibió la orden como presbítero por el arzobispo Cortés y Larraz el 21 de diciembre de 1776. Desde ahí comenzó su gesta libertaria por su país y Centroamérica  en los movimientos que se llevaron a cabo en 1811 y 1814.

Ingresó, junto a su hermano menor, Manuel, al colegio San Borja, en Guatemala; después estudió en el Colegio y Seminario Tridentino de Nuestra Señora de la Asunción y así inició su carrera  sacerdotal. Se estableció en junio de 1776 como diácono; mientras que para el 21 de diciembre del mismo año fue electo como presbítero por el obispo. Junto a sus hermanos, fue una de las figuras más importante en la gesta por la independencia de la región en 1811 y 1814; después de haber fallado en la primera intentona del 5 de noviembre de 1811, donde se le despojó su orden sacerdotal.

Fue exiliado, junto a su hermano Nicolás, en su hacienda familiar el 2 de abril de 1814; justo después del segundo intento de conseguir la libertad. Hasta el momento se cree que murió durante su exilio, el 12 de septiembre de 1818.

Manuel Aguilar

Nació en San Salvador el 26 de junio de 1750, 4 años después de que naciera su hermano mayor, Vicente. Manuel Aguilar fue un eclesiástico histórico en la independencia, Manuel fue confinado en la ciudad de Guatemala por sus ideales libertarios;  siendo una de las causas el primer movimiento por la independencia en 1811. En la segunda intentona de 1814 tomaría parte activa en la insurrección;  debido a su arduo trabajo por la libertad de El Salvador y Centroamérica es considerado uno de los próceres de la gesta independentista.

Sus últimos años de vida los vivió en la Antigua Guatemala, viviendo en casa de María Antonia Córdoba de Brito, una amiga cercana de sus hermanas. Manuel Aguilar firmó su testamento en presencia oficial del notario José Inocente Calderón de la Barca un 6 de febrero 1819, el cual fue renovado y enmendado el cuatro de marzo de ese mismo año. El prócer falleció  el 25 de mayo de 1819, un día sábado. El día domingo fue sepultado por la tarde en la parroquia de San Sebastián.

Juan Manuel Rodríguez

El 31 de diciembre de 1771, nacería en San Salvador Juan Manuel Rodríguez; siendo sus padres doña Josefa Rodríguez y don Pedro Delgado. Junto a Arce y Delgado, fue una de las figuras más activas en los movimientos independentistas de Centro América; ejerció en distintos cargos administrativos, entre ellos el de alcalde de San Salvador en 1814. Debido a sus ideales independentistas fue apresado por 6 años, convirtiéndose en uno de los próceres perseguidos; sin embargo, para el año 1819 fue puesto en libertad, recibiendo un indulto. Lo que le da la oportunidad de declarar la separación de El Salvador de Guatemala, liberando al país del Imperio mexicano.

Para el año 1824 fue electo Jefe de Estado del país; durante su mandato redactó y decretó la primera constitución salvadoreña, además formó la Corte de Justicia. Por otro lado, decretó que toda persona dentro del territorio salvadoreño era libre e independiente; dando por sentado  que nadie podía estar bajo el yugo de otro, con esto cumplió el sueño de José Simeón Cañas. Uno de sus mayores deseos era mejorar la condición social de los pueblos; causa noble por la que muere en  Cuscatlán en su hacienda al enfermar de cólera, justo en el año 1847.

José Mariano Calderón

El nacimiento de José Mariano Calderón es incierto, sin embargo, se sugiere que nació entre 1778 y 1783; es considerado uno de los próceres de la independencia salvadoreña por ser uno de los firmantes del Acta de la Independencia de Centroamérica. Además fue presidente de la Asamblea Constituyente; donde Juan Manuel Rodríguez presentó la primera constitución del Estado del Salvador.

Miguel José de Castro

Nacido el 8 de mayo de 1775 en San Salvador; Miguel José de Castro fue un sacerdote católico, considerado como un prócer de la independencia de El Salvador. Fue hijo de José María Castro y Elena de Lara y Mongrovejo. Por la línea sanguínea de su madre fue sobrino de otro luchador independentista, hablamos de Domingo Antonio de Lara; además, fue uno de los miembros activos de los movimientos por la independencia, tanto en 1811 como en 1814. Lo que ocasionó que se le obligase a dejar su cargo como Cura de Santiago Texacuangos; por lo que se convirtió en prisionero en Guatemala por su insurrección contra la corona española; después de ser indultado, regresó a El Salvador para volver a su cargo de cura, esta vez de Zacatecoluca.

María Feliciana de los Ángeles Miranda

María Feliciana de los Ángeles Miranda fue considerada una prócer salvadoreña en los movimientos independentistas del 29 de diciembre de 1811; tanto ella como su hermana Manuela Miranda se encargaron de difundir la noticia del movimiento patriota en la campiña de Sensuntepeque. Generando un levantamiento general en contra de los realistas; iniciando su lucha con una insurrección en Piedra Bruja, siendo procesadas por este hecho y condenadas a sufrir 100 azotes delante de todos en la Plaza de San Vicente de Austria y Lorenzana; razón por la cual muere durante el evento justo en el año 1812.

Ángel María Candina

Ángel María Candina fue uno de los próceres salvadoreño que participó en la firma del Acta de Independencia del país Centroamericano en 1821; fue sacerdote y miembro de la junta Provisional Consultiva, nacido en el Salvador el 21 de mayo de 1792. Representó a la Alcaldía Mayor de Sonsonate y dio todo su apoyo a los conservadores durante la guerra civil mesoamericana desde 1826 hasta 1829; para luego ser apresado y morir en el exilio el 29 de enero de 1839 en la Ciudad de México.

Leandro Fagoaga

Leandro Fagoaga apoyó la insurrección llevada a cabo el 5 de noviembre de 1811, en compañía de Manuel José Arce y Juan Manuel Rodríguez; todos ellos próceres de El Salvador. Este se encargó de difundir el mensaje de la lucha  a otras regiones de la localidad. Lo cual llevó a cabo mientras ejecutaba su puesto de Alcalde primero del Ayuntamiento de San Salvador; puesto en el que duró solamente 9 días, y que además aceptó después de la renuncia de su cuñado Bernardo Arce. Hasta la actualidad se desconocen datos importantes como su nacimiento y muerte.

Mariano Fagoaga

Considerado como uno de los próceres salvadoreños, quien nació en el año 1767 en San Salvador y estudió leyes en la Universidad de San Carlos; participó en los levantamientos insurrectos realizados en 1811 y 1814 en el Salvador. Por los que fue encarcelado en la Ciudad de Guatemala hasta 1819, fecha en la que recibió un indulto; para posteriormente volver al cargo que ostentaba como secretario de gobierno. Finalmente con la obtención de la independencia en 1821 fue electo diputado para integrar el congreso provincial de San Salvador. Después de trabajar arduamente en la política y los ideales independentistas, Mariano Fagoaga anuncia su retiro; incluyéndose en su haciendo, donde muere en el año 1837.

Juan Vicente Villacorta Díaz

Para el año 1764, nace Juan Vicente Villacorta Díaz, el 22 de enero en Zacatecoluca; quien fue conocido por su aporte de pacificación en Nicaragua, espacio que se encontraba en rebelión. Usando como mediador al General Manuel José Arce y Fagoaga , quien acudió al lugar en compañía de 500 hombres.   Logrando firmar un acuerdo de paz con los sitiadores en “Las Cruces” en el mes de enero de 1825. Actos ejecutados después de asumir el Mando Supremo del Estado de El Salvador  el 13 de diciembre de 1824; el cual cumplió hasta mediados  de 1826, año en que comunica abandono del cargo por motivos de salud. Para el 1 de noviembre de 1826 falleció en Guatemala, siendo recordado como uno de los próceres del país.

Isidro Menéndez

Isidro Menéndez fue considerado parte de los próceres porque a pesar que por sus venas corría sangre española, dio su aporte para el desarrollo de la independencia de El Salvador; nacido en Metapán el 7 de mayo en 1795, dedicando su tiempo a codificar las leyes Salvadoreñas. También redactó el código de Procedimientos del Salvador y fue Ministro de Relaciones Exteriores, sin contar que representó al Distrito de Sonsonate en 1821 en la Asamblea de la Independencia.

Mariano Prado

Uno de los próceres de El Salvador que trató de crear un nuevo mundo, fue Mariano Prado; quien hizo lo posible por mantener la independencia de El Salvador cuando Iturbide pretendía anexarla al Imperio mexicano en 1823. Además de esto, ostentó 4 veces el cargo de presidente de El Salvador entre los años 1823 y 1833; Mariano Prado nació en el año 1776 en Nicaragua, siendo hijo de Clara Baca y José de la Trinidad Prado. Para el año 1835 cumple con su último cargo como senador federal; retirado de la política muere de cólera en Guatemala en el año 1837.