La palabra sedentarismo hace referencia al modo de vida que adopta una persona o cultura, cuya movilidad es bastante poca; es decir, que logra establecerse en un mismo lugar, donde permanece asentado por mucho tiempo, convirtiéndose en un ser sedentario. El término se usó para identificar la evolución del hombre en tiempos precolombinos, el cual ejerció primero el nomadismo.

Origen del sedentarismo

Alrededor del mundo han existido diferentes civilizaciones, las cuales comparten las mismas características; inicialmente fueron recolectores, cazadores y pescadores, siendo los precursores de ello, los habitantes del Medio Oriente. Quienes implementaron una nueva forma de sustento que les permitió alimentarse de mejor forma hace 12.000 millones de años; obteniendo una dieta balanceada que incluyó el consumo de carne, vegetales y cereales. Insumos producidos en los cultivos y la domesticación de diversos animales.

Este estilo de vida se expandió por  el resto de los continentes lentamente, por lo que se llegan a establecer poblados sedentarios; es así que la vida nómada se ve afectada por el nuevo sistema, originado por la evolución del hombre. Quien se organizó en comunidades, las cuales se conocieron con el nombre de clanes, etnias o tribus; donde no solo subsistieron, sino que también desarrollaron la religión y ampliaron sus creencias y tradiciones.

Características

Entre algunas características que se pueden mencionar sobre el sedentarismo, encontramos las siguientes:

  • Las tribus suelen establecerse en lugares fijos, lo que permite el aumento de la población.
  • Seleccionan un hábitat que les permita desarrollar actividades económicas como la agricultura; estableciéndose en lugares cercanos a los ríos.
  • Los pueblos poseen una organización política, social y económica algo compleja.
  • Utilización de elementos naturales para la subsistencia, llegando a domesticar animales.
  • Algunas sociedades establecen jerarquizaciones sociales, donde establecen l división del trabajo diario.
  • Permitió el desarrollo de la religión, comercio, leyes y escritura.
  • Forman grandes comunidades donde comparten el mismo territorio y construyen centros urbanos.
  • Los conocimientos tribales son fundados en su relación con el medio ambiente.

Ejemplo de civilizaciones sedentarias

Las primeras civilizaciones del mundo llegaron a ser unas más evolucionadas que otras; todo de acuerdo a la zona en que vivían, es así que en territorios como Roma y Grecia se establecieron las primeras ciudades. Siendo primeramente nómadas, evolucionando gracias a la necesidad de subsistencia; por lo que desarrollaron imperios, llegando a construir templos y utilizar la escritura, es decir, que los primeros en practicar el sedentarismo fueron los romanos y los griegos.

Esparciéndose en el actual Egipto e Irak, donde crearon un sistema de vida; el cual llegó a extenderse por el Continente europeo, americano, asiático y africano entre el año 1.500 y 400 a.C. Momento en que comienzan a desarrollarse cultivos, producidos por las diferentes culturas que pasaron de nómadas a sedentarias.

Sedentarismo en América Central

Muchos de los países centroamericanos fueron cuna de gran variedad de culturas, sobre todo las más desarrolladas; las cuales primeramente fueron nómadas, recorriendo varios territorios, es por ello que una misma cultura se ubicó en diferentes regiones. Para la llegada de los conquistadores españoles ya se habían convertido en sedentarios; como ejemplo podemos encontrar a la cultura lenca, quienes se ubicaron en El Salvador y Honduras.

Donde vivieron en zonas cercanas a los ríos, ubicándose en la zona oriental y el occidente, sur y oriente respectivamente; áreas en que realizan el cultivo de cacao, chile, maíz y otras especies vegetales, haciendo vida en chozas. Mientras que la cultura olmeca se esparció por zonas pertenecientes a México; lugar en que desarrollaron la agricultura, escultura, comercio, escritura y cerámica. Actividades que al principio de su aparición no fueron desarrolladas comúnmente.

Otra cultura que alcanzó el sedentarismo fue la tolteca, civilización de origen mexicano; quien durante su apogeo implementó las monedas a través de las semillas de cacao en transacciones comerciales. Hay culturas que no se pueden obviar, pues constituyeron las sociedades más avanzadas; conocidas como aztecas, mayas e incas, quienes se expandieron entre Guatemala, El Salvador, Belice, Honduras, México, Nicaragua, Perú, Chile, Ecuador, Argentina y Bolivia. Llegando a desarrollar diferentes artes, como la arquitectura, escultura y cerámica, quienes además fueron expertos en la agricultura. Razón por la cual fueron identificados como los imperios más grandes de la época precolombina.

Sedentarismo en Norteamérica

Entre los años 1600 y 1800 en territorio de los Estados Unidos se encontraba ya establecida la cultura cheyenne y sioux; viviendo en campamentos, donde su vivienda era conocida como tipi, estructura parecida a una tienda de campaña. En tierras norteamericanas, también vivieron las culturas sedentarias conocidas como pataya y hupa; establecidas en viviendas subterráneas y de madera respectivamente, donde practicaron la agricultura y cestería. Modo de vida que obtuvieron después de la llegada de los blancos.

Sedentarismo en Sudamérica

Las culturas precolombinas que llegaron a realizar el sedentarismo en Sudamérica encontramos los caribe, localizados en Venezuela y Colombia; territorios que compartieron con la cultura wayuu y donde además practicaron el comercio. Actividad que los llevó a convertirse en pueblos nómadas y sedentarios al mismo tiempo; puesto que debían transitar de un lado a otro para realizar dicha práctica. Sin embargo, vivieron establecidos en tribus o clanes en ciertas zonas de las regiones.

 Otro grupo que compartió espacios con las anteriores civilizaciones fue la cultura piaroa; quienes a pesar practicar la recolección, caza y pesca practicaron el sedentarismo, adoptado a partir del siglo 20. Después de ser influenciados por misioneros, comerciantes y colonos, es así que se convierten en hábiles artesanos y alfareros; artes que utilizan para el proceso comercial, desarrollando la venta de productos elaborados en madera, totumas y plumas, entre otros. Los cuales sirven para complementar su sistema de subsistencia basado en el cultivo; siendo su fuente principal de producción el conuco, donde obtienen insumos como plátano, yuca y piña.